1. Lo primero que tenemos que hacer es limpiar las lenguas, para ello las cocemos en agua hirviendo con sal y un par de hojas de laurel. Estarán cocidas en unos 30 minutos aproximadamente, una vez que estén cocidas las escurrimos y las dejaremos enfriar.
  2. Después en una cazuela ponemos aceite a calentar y pelamos y picamos la cebolla y las zanahoria, añadimos cuando esta caliente el aceite y pochamos lentamente . Después incorporamos el pimiento de piquillo cortado en juliana.
  3. Vamos majando el ajo en un mortero, añadimos perejil, pimienta y llenamos el mortero con vino blanco. Incorporamos a la cazuela.
  4. Partiremos las lenguas en rodajas y las añadimos a la cazuela, mezclamos todo bien. Incorporamos el caldo de carne que teníamos preparado previamente. Dejaremos cocer todo, hasta que la salsa reduzca y estará lista para comer.